sábado, 12 de septiembre de 2009

Todo lo vivimos por el último día.

Quiero escalar una montaña alta. Pero nada, ¿eh? No tengo a nadie con quien ir. También quiero poder irme a Suiza a perder el tiempo comiendo chocolate mientras veo a la gente pasar en algún rincón de Zurich. Jo, quiero subir otra vez al monte Titlis con el teleferico ese tan alto. ¡Y hacer fotos desde la ventana de la cabina! ¡Que miedo pasé! Pero claro, era demasiado bonito como para pasar miedo. No se, siempre me gustó sufrir.

1 comentarios:

Pescador de Ballenas dijo...

Me gustaba cuando mi tio traía chocolate de Suíza, pero seguro que en Zurich sabía mejor.
Un saludo y un canto de ballena. =)

Publicar un comentario

¿Tienes algo nuevo que contarle a la Chica Cotilleo?